Publicidad

Publicidad

  • 12/08/2020 - 08:19   |   Foto: Mónica Rodríguez / Nacho González Oramas / Orlando Torres Sánchez 

    Industria alimentaria canaria, sostenible

    Hoy una recomendación urgente: el consumo local.

    Toda situación de cambio, forzado o naturalmente sobrevenido, puede ser reconducido por la sociedad en su conjunto, hacia su bienestar y su beneficio.

    La situación medioambiental primero, seguida de la aparición de la pandemia producida por la Covid-19, ha provocado que la industria de la alimentación esté pasando por un cambio fundamental.

    La conservación del medioambiente, el cuidado de la salud y la necesidad de la reactivación de la economía local han remarcado la importancia de un camino que lleva indiscutiblemente hacia la sostenibilidad.

    Una de las características más importantes de los alimentos sostenibles es que su modo de producción y consumo reducen muchísimo las agresiones al medioambiente. Una alimentación sostenible preferencia la utilización de alimentos orgánicos o agroecológicos; es decir, de alimentos propios de la estación o producidos cerca del lugar de compra.

    Sin duda alguna, esta actitud, además de apoyar la economía del productor local, disminuirá el consumo energético y la contaminación provocados por el transporte, y reducirá en algo más de un diez por ciento, la pérdida en las mermas de las materias primas.

    En España ya existen mercados y grandes superficies comerciales que han conseguido combinar los factores éticos, sociales y de cuidado del medio ambiente en todas las fases de la cadena alimentaria: desde la selección de proveedores hasta la distribución.

    ¿Pero, por qué debemos los consumidores favorecer este tipo de consumo?

    En primer lugar, porque la adquisición de materia prima de cercanía (kilómetro cero) nos asegura la frescura del producto; los ingredientes que finalmente vayamos a llevar a nuestras mesas, no habrán tenido que viajar miles de kilómetros forzando su conservación mediante la aplicación de productos químicos, sistemas de refrigeración, etcétera. Por otra parte, se reduce la necesidad de empaquetado especial de almacenaje porque se invita al consumidor a la compra de producto fresco, colaborando de esta forma en la disminución de residuos artificiales.

    En Canarias producimos los mejores quesos, los mejores vinos y la salud de nuestra huerta es inmejorable. De ella se obtiene una enorme variedad de productos de calidad, con las características y las virtudes propias de las particularidades de nuestra tierra y nuestras costas; sabiamente aprovechadas por nuestros pescadores, agricultores y ganaderos

    Regresar al consumo de las materias primas de temporada es la mejor manera de reconectar con los ritmos naturales de las estaciones y, por lo tanto, de cuidar la salud personal, pública y comunitaria. Pero también vigila la salud económica de las familias, apoya a los productores de cercanía y reactiva la economía de las pequeñas y medianas empresas locales.

Publicidad

La encuesta del día

¿En esta situación de Covid-19, utilizaría su hijo el comedor escolar?

  • Por supuesto
  • En absoluto
  • No tenemos información suficiente

24948 Votos contabilizados

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Colaborador

Publicidad