Publicidad

Publicidad

  • 15/10/2020 - 03:47  

    Alimentación Responsable. Por la dra. Cristina Ruano

    Cristina Ruano

    La forma en que nos alimentamos ha cambiado notablemente en los últimos años, pasando de ser una dieta basada principalmente en plantas a comidas ricas en carne, productos altamente procesados, alimentos superfluos y con un exceso de calorías. Esto no solo ha acarreado una pandemia de enfermedades crónicas, como la obesidad, a la vez que a déficits nutricionales, sino que está llevando a la Tierra hasta los límites de sus sistemas naturales.

    Según la definición de DIETA SOSTENIBLE, nuestra dieta no solo debe contribuir a la seguridad nutricional y de alimentos y a una vida sana para nosotros, sino que debe garantizar que también las futuras generaciones puedan disfrutar de una alimentación con estas mismas características.

    Según las estimaciones previstas, si seguimos con la tendencia de consumo actual, para el año 2050, nuestro planeta no va a disponer de los recursos necesarios para producir la comida que demandaremos.

    Los distintos alimentos no solo tienen diferente impacto en nuestra salud, sino que la producción de los diferentes alimentos también repercute en la salud del planeta de manera desigual. Cambios en nuestra alimentación pueden no sólo producir beneficios para nuestra salud, sino también pueden desempeñar un papel decisivo en el uso global de los recursos de la tierra.

    ¿De verdad sabemos lo que comemos y su repercusión en nuestro cuerpo y en el planeta? Si queremos que nuestros hijos, nietos… puedan disfrutar de una alimentación sana y variada, tenemos que ser consumidores conscientes y estar dispuest@ a hacer pequeños cambios en nuestra alimentación, contribuyendo a este fin.

    Cinco consejos rápidos:

    • Centrar la dieta en alimentos de origen natural y limitar los alimentos procesados. Cuanto más procesado el alimento, más caro y con mayor huella ecológica.
    • Consumir alimentos de producción local y de temporada.
    • Aumentar el consumo de frutas, verduras y legumbres.  
    • Planificar la compra y las comidas. Aprender a comprar interesándonos por el origen de los productos y aprender a cocinar disfrutando de la comida.
    • Evitar el despilfarro de alimentos. Actualmente un tercio de lo que se produce se tira a la basura y los hogares somos los responsables del 40% de lo que se desperdicia.

    Dra. Cristina Ruano Rodríguez

    Especialista en comunicación y educación nutricional

    Twitter: @cristinaruanoR

    Instagram: @cristinaruanor

Publicidad

La encuesta del día

¿En esta situación de Covid-19, utilizaría su hijo el comedor escolar?

  • Por supuesto
  • En absoluto
  • No tenemos información suficiente

24948 Votos contabilizados

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Colaborador

Publicidad